miércoles, 26 de marzo de 2008

Despedida de Shaman

Hola amigos, me voy a presentar, me llamo "Shaman", el 15 de marzo hubiese cumplido 16 añitos, uuuuuf, vaya tela, ¿eh?, pero bueno.... no ha podido ser, a los que me conocisteis, os digo que no estéis tristes por ello, he tenido una buena vida comparada con la de cientos de miles de animales y mascotas desprotegidos que hay en el mundo, y que sufren maltratos por parte de nuestro amigo “el hombre”.

Mi cuidadora, cómo a ella le gusta que le llamemos, (porque ella no es dueña de nadie, sino de sí misma) está escribiendo en estos momentos lo que yo seguramente también hubiese escrito, de haberlo podido hacer.... para expresar mis experiencias en ésta vida que acabo de dejar.

Os preguntaréis, ¿Shaman?, que nombre, ¿no?. Bien, pues Shaman, significa Chaman en castellano, y es una expresión derivada del vocablo inglés " Shah – man " y que tiene su origen en la tribu de los Tungus de la Estepa Siberiana.

Lola, me lo puso porque siempre ha pensado que era como un gato de una tribu india, por mi cara y forma de ser, cómo un brujo, con una personalidad mágica, libre y seductora.

De jovencito era guapiiisimo, bueno, y con los años he ido ganando, eh?, jejeje, si, si. Mis hobbies eran entre otros, puessss, vamos a ver: saltar a lo más alto, escalar muebles, para ver todo mejor desde arriba, como un rey, e incluso hacía equilibrios en los bordes de las puertas, estaba hecho todo un escalador. Me encantaba saltar a coger cuerdas que mi cuidadora colgaba en sitios altos, me tiraba bolitas y se las traía, para que me las volviese a lanzar, si es que yo debí ser perro en mi anterior vida, aysss, jajajajaja, que cosas.

También crecí viendo como jugaban a rol, mi querido amigo Gabi y sus amigos, Vicente, Mario, y sus colegas en el terrao de la gran casa, y me subía a los hombros de ellos y veía como se lo pasaban a lo grande. Creo que de ahí me viene esa imaginación aventurera.

Jo, que vida, más azarosa, he ido cambiando de vivienda bastantes veces, pero no importa porque he sido un gato explorador toda mi vida y me encantaba indagar por todos los sitios, me dedicaba a abrir las puertas colgándome de los pomos, Lola se ponía de los nervios, jajajaj, pero a mi me encantaba hacerlo, si por mi hubiera sido, me hubiese ido de picos pardos por ahí en más de una ocasión, he sido un gato de espíritu libre, pero bueno... me conformo con la vida que he llevado, pero a la próxima me pido ser lobo, ala.

He conocido y vivido con mis compañeros de faenas, que han sido muchos, 9 en total, todo ellos muy majos, aunque de vez en cuando tenía que poner orden, porque siempre he sido “El Rey”, jejeje, y encima, he vivido con mi madre, que más puedo pedir. Ah, y como buen gato me encantaba espatarrarme al sol y estirarme todo lo largo que era, y que Lola me tocase todo el lomo y la barriguita, ayss, que gustirrinín, y lo que más me molaba, era que me cogiese y me alzase con sus manos hacia arriba, yo me estiraba todo, todo, todo y levantaba la colita, como si me fuesen a mostrar el mundo desde lo alto, luego me colgaba en su hombro y me llevaba por toda la casa, uuuf, eso me encantaba. La he querido mucho y se que ella a mi también y con eso es con lo que me quedo. Con su AMOR.

P.D.: Y yo con el tuyo, Shaman te echo de menos y te llevo en mi corazón, mi niño aventurero, te deseo una bonita reencarnación en tu próxima vida. He aprendido mucho contigo y has pasado conmigo mis buenos y malos momentos, mi brujito lindo.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Me conmovio mucho lo q escribiste, me hiciste llorar, muy lindo!!mas personas como vos deberian de existir en este mundo, gracias por compartirlo con los demas, yo tb tengo un gato hermoso de 13 años y lo amo con toda mi alma, tb estan dos mas de 6 y 5 años, y un par de refugiados a los q le damos de comer y un lugar donde vivir.

peludetes dijo...

De parte de Lola, la autora de "Despedida de Shaman", te doy las gracias por tus hermosas palabras. Tienes razón, es una bellísima persona a la que tengo el placer de tener muy cerca. Un beso.